Tarta de santiago receta tradicional

Tarta tradicional española de almendras

Hacer esta tarta fue una petición de mi padre. Él creció en España, donde esta tarta es muy común y me pidió que le hiciera este recuerdo. Tenía mucha curiosidad por probarla ya que una amiga mía del estudio de flamenco donde tomé clases en California también había completado recientemente una parte del Camino de Santiago y esta tarta es una de las que habría visto en innumerables escaparates de panaderías a lo largo del camino. Además, la almendra y los cítricos hacen una combinación de sabores tan bonita, así que el postre no es sólo una forma bonita de llevar un poco de dulzura española a tu mesa, ¡también es increíblemente delicioso!
La Tarta de Santiago es tan clásica de España que en 2006 se le concedió la Indicación Geográfica Protegida. Esto significa que el gobierno estableció una normativa sobre la receta y el lugar de origen de una Tarta de Santiago en el comercio para ser marcada como «auténtica». En su forma más pura, el pastel es una proporción casi uniforme de almendras, huevos y azúcar. No es necesario que lleve siempre la decoración de la cruz de Santiago en la parte superior, de hecho, no se añadió hasta 1924, pero se ha convertido en una decoración añadida casi universalmente, así que siempre la incluyo. Hago mi plantilla imprimiendo un contorno de la cruz de Santiago, recortándolo y colocándolo en el pastel antes de espolvorear el azúcar en polvo.

Auténtica receta de tarta de santiago

La tarta de Santiago es una tarta de almendras de España que no puede ser más fácil de hacer. Es naturalmente libre de gluten, con un poco de brillo del limón y una encantadora textura dulce y suave. Ideal para la hora del café o el postre. Ir a la receta
Mucha gente que viaja a España se limita a ir a un pueblo de playa o, si va a una ciudad, a visitar Barcelona o quizás Madrid. No me malinterpretes, me encantan todas ellas (viví en Madrid un tiempo y he visto mi ración de playas españolas).
Santiago de Compostela, en el noroeste, es probablemente más conocido por ser el punto final del Camino de Santiago. Se trata de un largo camino, tradicionalmente de peregrinación, que se dice que sigue la senda de Santiago y conduce a la catedral que le rinde culto. Para ser más precisos, es más bien una red de caminos, ya que se puede llegar desde varias direcciones.
El más popular es el «Camino Francés» que, a pesar de su nombre, recorre principalmente el norte de España. Comienza justo al otro lado de la frontera con Francia (de ahí su nombre) y, según el ritmo que lleves, tardarás 5 días o más en recorrer los 100 km mínimos para obtener un certificado de finalización (aunque la ruta completa desde la frontera es de 790 km).

Recetas del camino de santiago

La Tarta de Santiago es una tarta de almendras de España que no puede ser más fácil de hacer. Es naturalmente libre de gluten, con un poco de brillo del limón y una encantadora textura dulce y suave. Ideal para la hora del café o el postre. Ir a la receta
Mucha gente que viaja a España se limita a ir a un pueblo de playa o, si va a una ciudad, a visitar Barcelona o quizás Madrid. No me malinterpretes, me encantan todas ellas (viví en Madrid un tiempo y he visto mi ración de playas españolas).
Santiago de Compostela, en el noroeste, es probablemente más conocido por ser el punto final del Camino de Santiago. Se trata de un largo camino, tradicionalmente de peregrinación, que se dice que sigue la senda de Santiago y conduce a la catedral que le rinde culto. Para ser más precisos, es más bien una red de caminos, ya que se puede llegar desde varias direcciones.
El más popular es el «Camino Francés» que, a pesar de su nombre, recorre principalmente el norte de España. Comienza justo al otro lado de la frontera con Francia (de ahí su nombre) y, según el ritmo que lleves, tardarás 5 días o más en recorrer los 100 km mínimos para obtener un certificado de finalización (aunque la ruta completa desde la frontera es de 790 km).

Plantilla de tarta de santiago

Hacer esta tarta fue una petición de mi padre. Él creció en España, donde esta tarta es muy común y me pidió que le hiciera este recuerdo. Tenía mucha curiosidad por probarla ya que una amiga mía del estudio de flamenco donde tomé clases en California también había completado recientemente una parte del Camino de Santiago y esta tarta es una que habría visto en innumerables escaparates de panaderías a lo largo del camino. Además, la almendra y los cítricos hacen una combinación de sabores tan bonita, así que el postre no es sólo una forma bonita de llevar un poco de dulzura española a tu mesa, ¡también es increíblemente delicioso!
La Tarta de Santiago es tan clásica de España que en 2006 se le concedió la Indicación Geográfica Protegida. Esto significa que el gobierno estableció una normativa sobre la receta y el lugar de origen de una Tarta de Santiago en el comercio para ser marcada como «auténtica». En su forma más pura, el pastel es una proporción casi uniforme de almendras, huevos y azúcar. No es necesario que lleve siempre la decoración de la cruz de Santiago en la parte superior, de hecho, no se añadió hasta 1924, pero se ha convertido en una decoración añadida casi universalmente, así que siempre la incluyo. Hago mi plantilla imprimiendo un contorno de la cruz de Santiago, recortándolo y colocándolo en el pastel antes de espolvorear el azúcar en polvo.