Como hacer salpicon de marisco

Salpicón colombiano

Un salpicón de mariscos es una tapa típica de aquí que ofrece lo mejor del mar y lo mejor de la huerta. También lo disfrutamos como plato ligero para el almuerzo o la cena o como entrante.    Por supuesto, hay muchas formas de prepararlo, dependiendo de lo que tengas disponible.    ¿Aguacate? Sí, ponle un poco. ¿No te gusta el pepino? No lo pongas.
Es mejor que lo dejes en un lugar fresco (pero no frío) durante al menos una hora antes de comerlo. Si no, puedes hacerla con antelación, guardarla en la nevera y sacarla una hora antes de servirla.    Añade los tomates y/o el aguacate, si los utilizas, ralla la ralladura de limón y remueve por última vez.

Salpicón de mariscos

Una tapa típica de aquí que ofrece lo mejor del mar y lo mejor de la huerta es un Salpicón de Mariscos. También lo disfrutamos como plato ligero para la comida o la cena o como entrante.    Por supuesto, hay muchas formas de prepararlo, dependiendo de lo que tengas disponible.    ¿Aguacate? Sí, ponle un poco. ¿No te gusta el pepino? No lo pongas.
Es mejor que lo dejes en un lugar fresco (pero no frío) durante al menos una hora antes de comerlo. Si no, puedes hacerla con antelación, guardarla en la nevera y sacarla una hora antes de servirla.    Añade los tomates y/o el aguacate, si los utilizas, ralla la ralladura de limón y remueve por última vez.

Aderezo de salpicón

LA ÚLTIMA VEZ QUE COMÍ SALPICÓN FUE EN UN BAR DE CÁDIZ, CIUDAD SITUADA EN LA PERIFERIA DEL TRIÁNGULO DE JEREZ. HABÍA ESTADO VIENDO A UNA BANDA DE MÚSICA ENSAYANDO PARA LA CORRIDA DEL DÍA SIGUIENTE EN EL PATIO DE UN BLOQUE DE PISOS. CUANDO LA ÚLTIMA TROMPETA TERMINÓ DE RESONAR EN LOS MUROS DE HORMIGÓN, LA MÚSICA DE LA BANDA FUE SUSTITUIDA POR EL ESTRIDENTE CANTO DE UNA BANDADA DE GAVIOTAS QUE PERSEGUÍA UN BANCO DE PECES EN LA BAHÍA. EL SOL SE CERNÍA SOBRE LA BAHÍA DE CÁDIZ, SUS RAYOS SE AGITABAN ENTRE LAS NUBES DE LA ATMÓSFERA SUPERIOR, INUNDANDO TODO EL CIELO OCCIDENTAL CON UNA RICA LUZ AMARILLA. LOS MIEMBROS DE LA BANDA ENTRARON EN EL BAR POCO DESPUÉS DE MÍ. ALGUNOS BEBÍAN CERVEZA. LA MAYORÍA TOMÓ JEREZ. TODOS PIDIERON SALPICÓN, UNA ENSALADA FRÍA DE MARISCO ESCALFADO Y VERDURAS DE VERANO. AUNQUE PAREZCA LIGERO, EL SALPICÓN TIENE UN SABOR PROFUNDO QUE MARIDA A LA PERFECCIÓN CON EL VINO DE MANZANILLA FRÍO.

Receta de salpicón de mariscos

LA ÚLTIMA VEZ QUE COMÍ SALPICÓN FUE EN UN BAR DE CÁDIZ, UNA CIUDAD DE LA PERIFERIA DEL TRIÁNGULO DE JEREZ. HABÍA ESTADO VIENDO A UNA BANDA DE MÚSICA ENSAYANDO PARA LA CORRIDA DEL DÍA SIGUIENTE EN EL PATIO DE UN BLOQUE DE PISOS. CUANDO LA ÚLTIMA TROMPETA TERMINÓ DE RESONAR EN LOS MUROS DE HORMIGÓN, LA MÚSICA DE LA BANDA FUE SUSTITUIDA POR EL ESTRIDENTE CANTO DE UNA BANDADA DE GAVIOTAS QUE PERSEGUÍA UN BANCO DE PECES EN LA BAHÍA. EL SOL SE CERNÍA SOBRE LA BAHÍA DE CÁDIZ, SUS RAYOS SE AGITABAN ENTRE LAS NUBES DE LA ATMÓSFERA SUPERIOR, INUNDANDO TODO EL CIELO OCCIDENTAL CON UNA RICA LUZ AMARILLA. LOS MIEMBROS DE LA BANDA ENTRARON EN EL BAR POCO DESPUÉS DE MÍ. ALGUNOS BEBÍAN CERVEZA. LA MAYORÍA TOMÓ JEREZ. TODOS PIDIERON SALPICÓN, UNA ENSALADA FRÍA DE MARISCO ESCALFADO Y VERDURAS DE VERANO. AUNQUE PAREZCA LIGERO, EL SALPICÓN TIENE UN SABOR PROFUNDO QUE MARIDA A LA PERFECCIÓN CON EL VINO DE MANZANILLA FRÍO.