Pelicula todo es mentira

Pelicula todo es mentira

Ver más

“Los juguetes sexuales hace tiempo que se han graduado de las cosas de goma flexibles que escondes en tu mesita de noche a hermosas obras de arte interactivo”, dice el copy superliteral.  Gwyneth, que bien sabe lo que el mundo piensa de ella, redobló la apuesta en el nuevo programa de entrevistas de su buena amiga Chelsea Handler, que, por cierto, se estrenó el pasado miércoles en Netflix.
“Empezamos a hablar de: ‘¿Es el lubricante tóxico? “, dijo Paltrow. “Somos muy conscientes de los productos no tóxicos en Goop, y nos enteramos de que el lubricante es en realidad muy tóxico”, y así ir a su sitio para comprar $ 13 lubricante orgánico hecho de ñame.
No es una simple estrella del pop: Trainor tiene preocupaciones mucho más grandes e importantes que “los fans” y su escuadrón de glamour. Inventar la ridícula premisa de que una gran discográfica traicionaría a uno de sus artistas más vendidos -y que no hay mecanismos de “Misión: Imposible” para evitar dicha filtración, Trainor se elevó a guerrera feminista en solitario, desmontando a ejecutivos sin rostro, sexistas y que avergüenzan su cuerpo en los despachos de las esquinas.
La reina de los himnos es, por supuesto, Beyoncé, cuyo nuevo álbum y el cortometraje que lo acompaña, “Lemonade”, insinúan con fuerza que su marido -el igualmente privado, microgestor y empresario Jay Z- la ha estado engañando con múltiples mujeres, incluida una a la que llama Becky.

Colina de jonás

Libera tu mente. No es un remake, ni un reboot, ni una reimaginación. Es una resurrección. Después de 18 años, Matrix vuelve, aunque no igual que como la dejamos. Los cambios en las fechas de estreno hacen dudar de si la película se estrenará realmente este año, pero el primer tráiler completo ya está aquí. Y sugiere que Las resurrecciones de Matrix estará a la altura del legado de ciencia ficción entretenida y desafiante de la trilogía original.
El nuevo tráiler se inclina por la nostalgia (hola, “White Rabbit”), pero los personajes que antes eran familiares ahora son aparentemente extraños para ellos mismos y para los demás. Por supuesto, estos juegos mentales no tendrían la misma fuerza sin la gloriosa acción estilizada de Wachowski, que ahora parece inspirada en parte por las películas de John Wick protagonizadas por Keanu Reeves (irónicamente, el trabajo del coreógrafo de peleas Chad Stahelski, que hizo de Neo y sirvió como coordinador de acrobacias en la trilogía original). A pesar de todo lo que se puede ver en el nuevo tráiler, todavía quedan muchas preguntas. Veamos hasta dónde llega la madriguera del conejo.

Ver más

Junto a “Black Box” de hoy, el cuarteto de películas del paquete “Welcome to the Blumhouse” de Amazon también incluye un título de 2018 de la escritora y directora Veena Sud, un remake de la película alemana de 2015, “Wir Monster.” Esta versión está protagonizada por un Joey King de 15 años (de eso hace dos películas de “Kissing Booth”, por lo menos), puesto en medio de un drama psicológico que casi sucumbe a su ritmo glacial. Muy poco de esta película funciona, a pesar de cierta ambición al contar una historia basada únicamente en decisiones insondables.

Ricky gervais

Ben Platt interpreta a un estudiante de secundaria cuya mentira blanca se convierte en una bola de nieve fuera de control en la lúgubre adaptación de Stephen Chbosky del exitoso musical “Las palabras fallan”. Así canta Evan Hansen (Ben Platt), intentando explicar sus acciones devastadoramente crueles, tras haber mentido -eso es decir poco- a la familia de un adolescente muerto, así como a toda su comunidad, sobre una amistad que nunca tuvieron.
Es en este punto, hacia el final de la película, basada en el musical ganador de un Tony y dirigida para la pantalla por Stephen Chbosky, cuando todo se desmorona de verdad. Si alguna vez hubo un momento en el que “Querido Evan Hansen” podría haber intentado justificarse, fue aquí. Por desgracia, las palabras fallan, como todo lo demás.
No es sólo la aparición de Platt en la película, de la que se burlaron con razón cuando se publicó el tráiler por parecer, generosamente, demasiado mayor para ser un estudiante de secundaria. No es sólo la premisa, sobre un chico con problemas que inventa una amistad de fantasía con otro chico con problemas que se ha suicidado recientemente para mitigar el dolor de los padres de ese chico y… ¿salir de su propio caparazón como solitario con problemas de salud mental? (Piensa en “El mejor padre del mundo”, pero interpretado como una historia seria sobre la soledad, la ansiedad y la depresión, además de algunas canciones molestas, aunque pegadizas, de los chicos de “El mejor showman”). Más bien, es la falta casi total de conciencia y de reconocimiento -tanto en el material original como en su dirección insensiblemente plana- de las siniestras implicaciones de su propia historia.